Bienvenido un día más al blog de aluminios Nou Stil, en la nueva entrada de hoy hablaremos sobre que mantenimiento debemos realizar con tal de mantener limpia la puerta de la entrada de aluminio de nuestra vivienda. Veremos una serie de consejos y trucos que harán que la limpieza de este elemento sea mucho más rápida y eficaz.

Es importante saber que el producto con el que está fabricado este elemento es un metal liviano, por esta razón, debemos limpiarlo de una forma algo distinta del resto de materiales de uso similar. Aunque las puertas de entrada de aluminio no requieren un gran mantenimiento, si queremos que nos dure muchos años en perfecto estado, debemos realizar una serie de tareas cada cierto tiempo.

Mantenimiento de las puertas de aluminio

Debemos tratar con cuidado todos los elementos de nuestra vivienda, pero lo cierto es que éste debe tener especial importancia, ya que lo utilizamos todos los días, a todas horas, para entrar y salir de nuestra casa. Además, el material se ve expuesto a las condiciones meteorológicas del exterior de nuestra vivienda. De esta forma, es importante que demos importancia y mantengamos en buenas condiciones este elemento que tenemos en nuestra vivienda.

Una de las principales ventajas de este tipo de elementos es su gran resistencia, por lo que difícilmente nos encontraremos con algún problema que no sepamos resolver durante el mantenimiento de dicho elemento.

Consejos de limpieza

A continuación veremos una lista con las cosas que debemos o no hacer a la hora de realizar la limpieza de nuestra puerta de entrada de aluminio:

    • Siempre debemos frotar el aluminio realizando movimientos de ida y vuelta, es decir, evitando hacer círculos. Esto es debido a que ese movimiento podría causar un efecto de desigualdad y desgastado en la superficie de nuestro elemento principal.
    • Antes que la lana de acero, podemos utilizar otros materiales igual de eficaces y mucho menos agresivos para la limpieza. Si de todas formas queremos utilizar dicho material, lo mejor es que utilicemos la más delgada para que cause la menor cantidad de daños posible.
    • Aunque existe una gran variedad de materiales en el mercado, para realizar la limpieza de nuestra puerta de entrada de aluminio lo mejor es utilizar limpiadores específicos o productos algo más simples como jabón, vinagre, bicarbonato, etc.
    • Los paños y esponjas que utilicemos deben ser suaves y nunca dañar la superficie de nuestra puerta de entrada de aluminio.
    • Después de cada limpieza, es imprescindible secar la superficie a conciencia con la finalidad de que se mantenga siempre en condiciones óptimas de uso.
    • Para que algunos limpiadores como el vinagre hagan efecto es necesario dejarlo actuar durante aproximadamente 15 minutos, en algunos casos incluso algo más de tiempo. Este tiempo será clave para que la limpieza de nuestra puerta de entrada de aluminio sea óptima.

Una vez conocemos todos los trucos que podemos seguir para el mantenimiento, podemos utilizarlos para que el elemento principal de nuestra vivienda tenga una larga vida útil.

Leave A Comment